martes, 21 de abril de 2015

Tarta "Viagra girl"

Esta es una tarta que desde que me la “encargaron”, estaba deseando hacer. Y es que fue como un soplo de aire fresco después de varias tartas de temática infantil.


La idea se le ocurrió a mi marido hace casi un año mientras me ayudaba a amasar el kilo de fondant azul claro que utilicé en la tarta Frozen. En ese momento me pidió que para el próximo cumpleaños de su hermano mayor le hiciese una tarta con forma de viagra para regalarle a modo de sorpresa.


 

Diez meses dan mucho de sí y cuando, un mes antes del evento, me volvió a recordar su petición, yo ya tenía suficientes tablas como para sugerirle añadir a una despampanante chica desnuda para poner encima de la tarta. La idea era que la chica estuviese en una postura suficientemente sexy como para que resultase picante, pero no demasiado provocativa para no escandalizar a mis sobrinas pequeñas. 


De esta manera, entre "Peppas Pigs" y "Ositos" pude modelar esta preciosa morenaza de ojos algo rasgados y culito respingón.


He de reconocer que modelar esta figura me costó bastante: En un principio la quise hacer de chocolate plástico para aprovechar los conocimientos adquiridos en el curso “la huerta en casa” y que además mi cuñado se la pudiese comer de un bocado. Pero esa semana hizo mucho calor y cada vez que torneaba una pierna se derretía. ¡Un horror!


Al final, dos días antes del evento, tuve que optar por utilizar fondant con grandes cantidades de CMC para acelerar el proceso de secado. Aun así no debí echar suficiente ya que las piezas tardaron en secarse y no pude ponerle la cabeza y el pelo hasta la mañana del cumpleaños, porque cada vez que lo hacía hundía la figura.

Cogí de ejemplo una fotografía de Internet y la chica biquini que hice en verano.

Otro inconveniente que tuve es que le coloqué las caderas demasiado bajas, por lo que el culo parecía de hombre, así que tuve que tapárselo con unas bragas, en vez de ponerle un tanga como me hubiese gustado. Mi marido sugirió colocarle una faldita para que resultase más insinuante pero al final preferí no pegársela al parecerme más sexy sin ella.


Modelar la tarta fue mas sencillo, solo tuve que imprimirme una plantilla, colocarla sobre la tarta y recortarla con un buen cuchillo. Como el bizcocho era pequeñito la ganacheé y recubrí de fondant rápidamente. Luego solo tuve que marcarle un poco el perímetro hundiéndolo con una esteca, para que pareciese una pastilla, y escribirle VGR, para indicar que era de viagra (por si alguien no lo pillaba).


La cara de mi cuñado cuando vio la tarta fue genial, aunque lo que más me gustó fue la insistente pregunta de su hija pequeña sobre “porqué se le veían las tetitas a la muñeca”.


En resumen, esta tarta fue una experiencia única, estupenda y refrescante y ojalá pueda hacer muchas igual de originales en el futuro.

   Luz Ignesón


Si te ha gustado esta entrada puedes dejarme tu comentario más abajo, será bien recibido :)
Si quieres recibir todas las actualizaciones del blog por e-mail solo tienes que escribir tu dirección de correo electrónico en la pestaña de la columna derecha donde pone suscripción (no hacen falta mas datos).

También puedes seguirme en Facebook

© [2013-2015] [Be brown, be sweet]

7 comentarios:

  1. Es una pasada, aunque tal vez la faldeta le habría quedado mas insinuante...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Puede pero hice una encuesta entre varias personas y todas opinaron que estaba mas sexi sin ella. Y a yo pensaba igual asi que...

      Eliminar
  2. Me encanta esta tarta es muy original y divertida. Sorteo

    ResponderEliminar
  3. Muy conseguida enhorabuena, me encanta

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias, es de mis primeras muñecas y me costó mucho hacerla

      Eliminar

Gracias por dejar un comentario, prometo leerlo y contestarlo lo antes posible.

Si no consigues que se publique lo que has escrito, házmelo saber mandándome un mensaje (pestaña de la derecha). El formulario de comentarios a veces da problemas y no quiero dejar de leer tu opinión.